17 sep. 2010

ESTA LLENO DE


Personas que opinan sobre el humor, o algo humorístico que vieron en algún lado: …está buena la primer parte, hasta que cruza el río. Si, en esa parte YO me reí un poco, aunque no mucho. En cambio sí me pareció gracioso a MI ese momento en el que el caballo habla portugués y dice: ¡ae galera! No, no, no, no es tan gracioso. Para MI, sí es gracioso esta otra cosa, cuando le da el tortazo al niño gordo. No se, no se, no se, no se, como que se repite un poco al final. La primera temporada es un poco peor que la segunda, y se hacen un poco los piolas. Puede ser, puede ser. La voy a ver de vuelta a ver que opino YO. Creo que es un humor un poco clásico, un tipo de humor que funciona a veces, eso me parece a MI. El tipo que me gusta a MI, es el más gracioso, por eso me gusta a MI. También pasa que el viejito ese que digo YO, ese al que no se le entiende bien, aparece poco para MI gusto, pero igual a MI tampoco me gusta ese tipo de humor. No, no, no, no es que no lo entienda YO, es que es poco inteligente, no se, es poco sutil. Tal vez si fuera un poco más así, o de esta otra manera, a MI me gustaría.

Perdón, perdón… ¿y usted por que se considera una voz autorizada para opinar sobre el humor? Bueno, no se… no se…pensé que YO podía aportar algo…¿Pero qué puede acreditar? ¿qué puede mostrarnos?¿cuándo fue la última vez que al menos hizo reír a alguien? Ahhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh, bueno, bueno, bueno, me parecía. Todo bien, tranquilito, vaya, vaya, no pasa nada. Es verdad, todavía es gratis.

¿Y la foto? ¿quiénes son? ¿humoristas? No, no, no, son los tipos del sindicato del subte. Incorruptibles, libertarios, buenos muchachos.

13 sep. 2010

VERTIGO PAROXAL BENIGNO SOBRE SAL










El gobierno sigue mirando para otro lado. Cosas de tango sí, cosas para putos también, pero a la hora del Vértigo Paroxal Benigno, sepan que estamos solos.

9 sep. 2010

68 Sobrinos


Usted todavía vive. Bueno, es un decir. Es casi un hámster beige que camina y trota en la ruedita esa sin llegar a ninguna parte. Paga, compra, paga, compra, paga, se baña, come, dice: “esto me gusta esto no me gusta”, en fin, acepta que el resultado del partido ya está puesto: usted pierde y morirá, su cuerpo se va a descomponer y con el paso de los años no quedará nada.

Pero de momento necesita una guita para implementar un proyecto de una cosa. Como para todo, le falta esa guita. Examina su billetera de cuerina color caqui y encuentra un billete de 3 pesitos. Tiene que reproducirlos de manera imperiosa-ah el señor es imperioso-pero recuerda que su nivel de inutilidad es tan alto que no sabe hacer nada, salvo sacar corchos. Piensa, piensa, piensa... ¡La quinela! Eso, tiene que apostar y multiplicar de manera exponencial su capital-ahhhh el señor exponencial!-bueno, bueno, tiene que apostar.

¿El número? ¡Digamen el número! ¡El número! Nadie le da bola, y entonces solo le queda entregarse al sueño bruto y traerse la clave, el password, la llave maestra, el punto para la palanca.

Comienza a rastrillar la ciudad y al poco tiempo encuentra el sitio correcto: “Tercer festival internacional de cine Polaco para jóvenes”.

Ingresa jadeante ante semejante propuesta, se ubica en primera fila y apoya su cráneo en el respaldo. Oscuridad total. Película histórica, ambientada en el 1800.

En el minuto tres cae fulminado y se introduce en el sector real de la vida. Se le arma se le forma un hombre parado junto a un cactus que forma el número 41 con sus ramas. En cada espina hay un huevo duro clavado. El hombre ve llegar brigadas antidisturbios en una ciudad marítima y corre en dirección equivocada. Cae prisionero de una patota mixta de las tres fuerzas, que se dedica a aterrorizar gente simulando torturas y contando anécdotas del proceso. Lo tapan con una campera, solo la cabeza para que espíe y vea elementos de tortura raros. El sujeto intenta hacerse el gracioso pero no funciona. Los malos son malos de verdad.

Después le muestran un video en el que se ve, qué pasa desde el día siguiente a su muerte en el mundo a nivel eternidad.

Le preguntan reiteradas veces: ¿qué queda en la tierra de usted si se muere dentro de un rato repentinamente?

Escucha una historia mientras camina por una calle. Sale de radios, de teles y de personas que hablan en voz muy alta. Usted puede escuchar la historia completa mientras avanza. La sincronización es perfecta.

Un amigo intenta plegar su antiquísimo banjo nuevo y le parte el puente. Luego, usted le grita: sos la persona más idiota que conozco en el mundo a nivel mundial.

Laurita muere repentinamente y se descubre que toda su familia morirá en poco tiempo. Algo familiar, algo congénito. Todos se miran pensando en quien será el próximo.

Unas larvas de color rojo y agusanadas se multiplican sobre la superficie de sus brazos. Haga lo que haga, ellas se reproducen infinitamente. Pone agua, se reproducen, pone sal, se reproducen, y así.

Ahora participa de una visita guiada a Humberstone. Tres jóvenes se apartan y se quedan de noche para tomar drogas. Hay zombis mutantes del salitre que necesitan fluidos humanos y el programa se vuelve agobiante. No hay escapatoria.

Por último, el guitarrista de un grupo famoso le extiende un pie para saludarlo. Está acostado y en medias Ciudadela. Usted lo saluda pero le dice: todo muy lindo todo muy lindo pero el rock and roll está muerto.

Una erección seca e incómoda lo despierta en plena batalla entre polacos y austrohúngaros. Mucho nazi en pantalla. Acomode lo suyo, si hay alguna estudiante de dirección cinematográfica con polera negra, que se la sienta, luego, gane la calle como un tornado. Corra a la casa de quiniela amiga y no lo dude: todo al 68.

5 sep. 2010

Escenas de la vida telefónica

Usted se mete en un bar a la hora del copetín. Pide un Negroni con triolet y se relaja hojeando una revista “Solocampo” del año 87. Sonido de bar. De repente, comienza a escuchar la voz de un señor hablando por teléfono e inmediatamente la voz del que responde. Usted se levanta y se dirige al baño a colocarse su traje de…

…El bardeador de usuarios de Nextel…

Es que estos se pasaron. No conformes con obligarnos a escuchar energúmenos hablando a los gritos por teléfono, preguntando ¿en dónde estás? Te mando un mensajito, no tengo señal, se me acaba el crédito y todo eso, ahora resulta que los graciosos de Nextel nos obligan a escuchar al interlocutor del energúmeno, o sea ¡al que habla y al que responde!

Entonces, se propone un castigo ejemplar para estos individuos ¿el método? Ubicarse a corta distancia del poseedor del Nextel, y en plena conversación, irrumpir gritando barbaridades para que el que está del otro lado las escuche y se altere lo más posible:

¡Mentira! Está acá en la calle Troncoso tocándose el ganso! O ¡esto no es Paternal ¡Versero! Estamos en Recoleta y se está tomando un helado con Horangel! Claro, claro, ahora resulta que esto es la fila para pagar el monotributo…haceme el favor! Señora, ¿este es su marido? que hermosa relación plagada de mentiras...

Si todos participamos, erradicamos este flagelo del país en un par de semanas. ¡Prip en la verga hijos de puta!

Y ahora inspire profundo, saquese el traje ese que se puso y vuelva a su copetín o arranque a Chile a tomar un vino.

4 sep. 2010

PROFUNDO ES EL FONDO DEL MAR













Ah! el señor tiene cierta “sensibilidad fotográfica”, ve algo en donde otros nada ven…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…ah, bueno, bueno, pará, pará, no, no, pará, pará, no, no, bueno, bueno, bueno…